Destinos, España

Alcázar de Segovia

Alcázar de Segovia

El Alcázar de Segovia es todo un emblema de arte e historia de España. Y, junto al acueducto representa el símbolo de la imagen de Segovia. Está emplazado en la casco viejo de la ciudad, que es Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1985.

Esta construcción tuvo múltiples funciones: primeramente fortaleza, luego palacio real y prisión de Estado. En la actualidad es Real Colegio de Artillería, Archivo Histórico Militar y museo.

Como dato curioso, la silueta del Alcázar de Segovia a menudo se compara con la de un buque navegando entre los ríos Eresma y Clamores. Lo cierto es que este palacio tiene una belleza impresionante que sirvió de inspiración a múltiples artistas como al mismísimo Walt Disney, en el clásico de Blancanieves.

Su historia

Los primeros vestigios encontrados en el emplazamiento del Alcázar de Segovia son unos sillares de granito análogos a los del acueducto de Segovia.

En 1122 aparece la primera noticia documentada después de que Alfonso VI reconquistase la ciudad. Aunque hasta 1155 no aparece documentado como alcázar.

Durante toda la Edad Media el Alcázar de Segovia se convirtió en una de las estancias favoritas de los reyes de castellanos. El acceso al trono de la monarquía Trastámara supuso un nuevo impulso arquitectónico, institucional, político y simbólico. Con esta monarquía llegó a convertirse en un auténtico palacio, del cual salió Isabel la Católica para ser proclamada Reina de Castilla en la Plaza Mayor de Segovia el 13 de diciembre de 1474Felipe II celebró aquí su cuarta boda en 1570 con Ana de Austria, su cuarta esposa y sobrina. Además hizo importantes reformas, como las cubiertas con agudos chapiteles de pizarra, que le proporcionan un aspecto de castillo centroeuropeo.

Con el paso de la Corte a Madrid, el palacio perdió su condición de residencia real y se convirtió en prisión de Estado durante más de doscientos años. Finalmente en 1762 Carlos III fundó en Segovia el Real Colegio de Artillería colocando su sede en el alcázar. Actualmente es de la academia militar en activo más antigua del mundo. El 6 de marzo de 1862 sufre un terrible incendio que destruye las techumbres y su estructura. Su restauración se inicia en 1882. Una vez finalizada su reparación en 1896 el rey Alfonso XIII entrega el palacio al Ministerio de la Guerra con destino al Cuerpo de Artillería. Posteriormente en 1898 se instala en la zona superior del edificio el Archivo General Militar, donde actualmente continua.

Fue declarado monumento histórico artístico en 1931. Y en 1953 se creó el patronato del alcázar que es el responsable del museo.

Visitar el alcázar

El Alcázar de Segovia es uno de los monumentos más visitados de España. Y con el acueducto, forman los dos pilares fundamentales de esta bella ciudad castellana que no te puedes perder.

Dependiendo de lo que quieras visitar existen diferentes tarifas de entrada. En mi caso adquirí la entrada completa: incluye la vista al interior del palacio, al museo y a la Torre de Juan II. La cual, merece la pena conocer, a pesar de sus 152 escalones, ya que ofrece una increíble panorámica de la ciudad. El precio de la entrada completa es de 8€. Para más información del alcázar de Segovia aquí adjunto su página oficial. En la visita al interior se descubren distintas salas de las diferentes épocas. Donde tuvieron lugar grandes acontecimientos históricos. Además todas están perfectamente ambientadas y consiguen  transportarte cientos de años atrás.

Visitar el Alcázar de Segovia es sumergirte en un castillo de cuento de hadas donde tu eres el protagonista. Realmente una experiencia única. 

Alcázar de Segovia Alcázar de Segovia Alcázar de Segovia Alcázar de Segovia Alcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de SegoviaAlcázar de Segovia

Camisa: Zara (Colección actual)

Pantalón: Zara (Colección actual)

Deportivas: Vans (Colección actual)

Fotografía de Óscar González Brea